Viajar a París con niños (PARTE II: París)

En: Root En:

Seguimos con los consejos que a mi me sirvieron en mi viaje en familia a París ¡espero que os ayuden! Esta es la Parte II de este post "VIAJAR CON NIÑOS A PARÍS", si quieres leer la PARTE I pincha AQUÍ.


TRANSPORTES QUE NOS AYUDEN A MOVERNOS
 

Para que la experiencia sea divertida para todos, hay que elegir los transportes adecuados en cada caso. Nosotros lo teníamos claro, elegimos los autobuses turísticos que recorren la ciudad, para no caminar en exceso y que todos disfrutáramos. Escogimos la empresa L´Open Tour porque están muy bien preparados, con rutas planificadas para ver lo que hay que ver de Paris con paradas en los monumentos y lugares más representativos. Si coges el bono de día, nosotros cogimos el de tres días, puedes subir y bajar cuantas veces quieras y así vas recorriendo la ciudad y parando donde quieres ver algo. Tienen audio guía en muchos idiomas y otra especial para niños, en mi caso todos la escuchaban pero sobre todo el mayor escuchaba las explicaciones atento y entretenido. Y como son de los abiertos en la parte de arriba, a los niños les encantaba subirse y ver desde allí la ciudad. Nos hizo un tiempo fantástico así que la idea fue genial. En el metro se pierde mucho tiempo entre bajar, buscar la línea, esperar el metro y volver a subir a la calle, sobre todo si vas con sillita… Y además te pierdes todo por el camino, no ves ni disfrutas de la ciudad mientras vas de un sitio a otro. En cambio, con los autobuses turísticos el trayecto también es parte del turisteo y es mucho más ágil moverse con ellos.

 

IR A TIRO HECHO EN CUANTO A MONUMENTOS SE REFIERE

Lo mismo que en la anterior, si vas con niños mayores o en pareja puedes recrearte en mil lugares y visitar miles de sitios fantásticos por toda la ciudad. Pero con niños pequeños es mejor ir a tiro hecho y ver los 8-10 monumentos que tienes que ver en París, disfrutarlos, hacerte fotos, recorrer la zona de alrededor… y listo. En el caso de París, nosotros estos son los que vimos:

Día 1: NotreDame, Los Invalidos, el Panteón, Cementerio de Montparnasse, y Barrio Latino.

Día 2: Museo del Louvre (por fuera), Campos Elíseos (primera zona jardines… andando y el resto en bus), Arco del Triunfo, Torre Eiffel (comprar las entradas online antes de ir de viaje para asegurar día y hora e ir con tiempo porque con los controles de seguridad se forman bastantes colas para acceder) y paseo por el Sena en el Batobús al atardecer… (precioso y recomendable).

Día 3: Zona de Montmartre, Mouline Rouge y Basílica del Sacre Coeur.

  

TRANSIGIR EN LAS COMIDAS Y NO SUFRIR POR ELLO

Cuando viajas fuera a veces comer bien es difícil y comer a tu hora también. Los niños tienen hambre a todas horas y a veces tienes que parar donde sea para picar algo. Pan o bretzels en alguna pastelería por ejemplo, que hay muchas por París…, un hotdog en algún puesto o un trozo de pizza en la calle… No lo diré muy alto pero, en nuestro caso, tres días los niños re-desayunando en el MacDonalds (hamburguesa, patatas, zumo y todo, vaya, un completo). Pero el caso es sobrevivir a comer en el extranjero sin traumas y sin rabietas por hambre, así que yo en eso no sufro. Ya comerán verdura y sano a la vuelta. Son solo unos días, hay que disfrutar y no ser muy estricto con lo que se come o no se come esos días...

MIS RECOMENDACIONES FINALES

Después de viajar con los niños a Disney y París, estas son mis recomendaciones finales:

En Disney:

  • Si queréis podéis comprar el Disney Photo Pass (una tarjeta en la que te meten digitalmente todas las fotos que te hagan los fotógrafos del parque con los personajes y que luego puedes descargar en el móvil y en el ordenador con gran calidad). Son unos 69€, pero tened en cuenta que para amortizarlo tendréis que ir en busca de los personajes Disney y eso a veces es un poco agobiante. Nosotros no lo hicimos, fuimos un poco a nuestro rollo y nos hacíamos foto si encontrábamos a alguno. También te guardan todas las que te hacen dentro de las atracciones que tienen cámara y eso está genial.
  • Si queréis una foto con algún personaje en concreto mirad antes dónde estará situado y si hay que hacer reserva. Para muchos hay que reservar antes de ir a sacarte la foto (os imaginaréis que yo no reservé nada...). Nosotros íbamos sobre la marcha así que eso ya como queráis. Yo pasaba de agobiarme con ese tema o estar pendiente de estar en un sitio concreto a una hora determinada, o de ir uno a reservar y otro esperar en otro sitio. Nosotros a todos los sitios juntos y a lo que llegamos, llegamos. Cero estrés sin necesidad.
  • En la APP de Disneyland París encontrarás toda la información para tu visita, sobre todo es muy últil para ver las horas de los espectáculos y los minutos de espera de cada atracción. Ganas tiempo si la consultas antes.
  • Tres días en Disney son más que suficientes para ver el parque. Si puedes, es mejor verlo entre semana, porque los sábados hay mucha gente y muchas filas para todo. La mayoría de las atracciones son para toda la familia así que está genial poder montarse los cinco y que nadie se quede fuera llorando... También hay otras para más mayores, mi mayor la gozó en esas con su padre.

En París:

  • Subir a la torre de Notre Dame. Les encanta subir por esas escaleras circulares que se van estrechando hasta llegar al punto más alto. Ver las gárgolas desde arriba y la ciudad entre los muros de la catedral es precioso. A mi me dio un ataque de claustrofobia pero ¡yo por mis niños subo donde haga falta!
  • El cementerio de Montparnasse merece una parada. No es quizá un sitio turístico al uso, pero es un lugar precioso, caminar en silencio entre sus calles es una experiencia muy especial.
  • Subir hasta lo más alto de la Torre Eiffel es lo ideal pero, si no puedes, no pasa nada, subir hasta la mitad (piso 2) es para ellos también toda una experiencia. En nuestro caso a pesar de tener las entradas compradas hasta el pico, no nos merecía la pena esperar las 2h de cola que había para subir a la parte más alta. En su lugar, decidimos parar en el piso 1 (cafetería, bar, restaurante...) y fue todo un acierto. Los niños jugaron por allí, hay mucho espacio, tomamos algo y descansamos una horita. Hay unas partes de suelo de cristal que a mis peques les encantaron ¡a mi me daba un vértigo que no veas! A los niños les encantó ese piso y fue un acierto parar allí un rato.
  • Comer crepes como si no hubiera un mañana. Están buenos en todos los sitios, no puedes ir a París y no comerte al menos tres!!  ; )
  • Paseo por el Sena en el Batobús al atardecer, puedes ver la ciudad oscureciéndose y todos los edificios iluminados, es precioso. El barco grande se coge en la zona de la Torre Eiffel y al acabar el trayecto las vistas de la torre iluminada son preciosas.
  • Tres días en París cunden si lo llevas todo planificado. Si vas más días, mejor, pero en tres días puedes ver lo indispensable sin morir en el intento.
  • Para terminar, os dejo la página donde yo encontré prácticamente toda la información útil que necesitamos para el viaje es: Paris.es  donde puedes encontrar toda la info de monumentos, entradas, precios y horarios, recomendaciones para visitar, comer… tanto de Disney como de París.

 

¡Aquí os dejo algunas de las fotos de París!

 

comentarios

Deje su comentario